Un estudio prueba que debajo del botón que encontró Martín no cabe un ratón

El ratón es chiquitín, tín, tín... pero no tanto

“Es físicamente imposible”. Es la principal conclusión de un estudio llevado a cabo por el Departamento de Ingeniería Mecánica de la Universidad Politécnica de Madrid en colaboración con el área de Veterinaria de la Universidad Autónoma de Barcelona.

El estudio ha probado a ocultar un ratón bajo más de un millar de modelos de botón diferentes. “No sabemos qué problema tendría el tal Martín pero incluso con los botones más grandes del mercado es imposible tapar por completo un ratón”

Sobre las causas que podrían haber motivado la confusión, los responsables del estudio apuntan a una miopía severa de Martín o, lo más probable, a una mala traducción, ya que la canción original, en francés, habla de un ‘botoné’, que en el idioma galo quiere decir ‘tapa grande de alcantarilla’. “Ahí sí tiene sentido encontrar un ratón”, concluyen.

El pequeño Martín ha sido denunciado también por la asociación de defensa animal PETA por meter al ratón en un calcetín. “Si lo que cuenta la segunda estrofa de la canción es cierto”, es un caso de maltrato animal de libro”, asegura la denuncia.

El mismo equipo de científicos demostró hace dos años que es imposible que un barquito de cáscara de nuez pueda transportar gotitas doradas de miel salvo que en lugar de velas de papel lleve un motor fueraborda.



La Voz del Becario ahora también en Telegram https://t.me/lavozdelbecario
Instagram instagram.com/lavozdelbecariooficial/